La idea para el método Zumba surgió cuando un día Beto Peréz, un instructor de acondicionamiento físico en Cali, Colombia, llegó a su clase de aeróbica y se dio cuenta que había olvidado la música tradicional con la que se practica dicho ejercicio. En ese momento decidió tomar sus discos personales de música latina (salsa, merengue, etc.) e improvisó una clase con esa música, con tanto éxito que luego decidió probar suerte en los Estados Unidos. Finalmente, en 2001 se unió a dos empresarios de dicho país (Alberto Perlman y Alberto Aghion) y juntos crearon el método Zumba.

El núcleo central de este método de acondicionamiento físico es hacer ejercicio sin darse cuenta. Es decir, que el objetivo de la clase es que los participantes se entretengan y diviertan a través de coreografías simples preparadas por el instructor con un componente de fitness, que ayuda a quemar entre 500 y 800 calorías por hora, imperceptible para el alumno. En estas clases se utiliza generalmente música de origen latino como salsa, merengue, cumbia y reggaetón pudiendo también encontrar elementos de hip hop, dancehall, danza árabe y otros.

Uno de los mayores beneficios del método Zumba a mi entender, más allá de las calorías quemadas, la tonificación muscular y el desarrollo de la coordinación, es que se trata de un programa físico apto para cualquier persona, no es necesario tener conocimientos previos de danza ni haber realizado otra actividad física previamente. Además, realmente se trata de una clase súper divertida donde puedes ir a despejar tu mente, olvidarte de los problemas de la vida cotidiana y simplemente disfrutar bailando, sin darte cuenta que a la vez estás haciendo una actividad física.

Hay distintos tipos de Zumba, que buscan adaptarse a las diversas necesidades de sus practicantes. De esta forma, además de las clases de Zumba tradicionales de las que venimos hablando, puedes encontrar Zumba Step (quema más calorías y trabaja fuertemente en la tonificación de las piernas y el abdomen), Zumba Tonning (se baila con unas pequeñas pesas con forma de maraca tonificando brazos, abdomen y la parte inferior del cuerpo), Aqua Zumba (una clase de Zumba en el agua lo que permite que el impacto en las articulaciones sea menor), Zumba Sentao (una clase de Zumba con la ayuda de una silla para aumentar la intensidad del ejercicio), Zumba Gold (el programa de Zumba destinado a personas de la tercera edad), Zumba Gold Tonning, Zumba Kids (para niños de entre 7 y 11 años), Zumba Kids Jr. (para niños de entre 4 y 6 años) y muchos programas más.

Si quieres encontrar una clase de Zumba en tu ciudad puedes buscarla en el sitio web oficial de Zumba, donde te asegurarás que la clase a la que asistas sea dada por un instructor certificado.

Te dejamos con un vídeo con una clase de zumba para principiantes: