Por supuesto, todo en exceso hace daño así que lo recomendable es no superar las 5 tazas de café al día. Sin embargo, su consumo moderado ayuda a combatir la celulitis por lo que se está usando como ingrediente en algunas cremas ya que este reactiva la circulación de la sangre, además de que ayuda a incrementar los niveles de moléculas que queman la grasas y tiene otro beneficio que es eliminar el líquido seroso que se instala en algunas cavidades y tejidos musculares.

Por otro lado, también sirve como un protector puesto que nos protege de enfermedades al alimentar la flora bacteriana gracias al efecto prebiótico que posee el café.  Además de esto, el café nos ayuda a mantenernos alertas, puesto que su contenido funciona como un estimulante para el sistema nervioso, lo que elimina la somnolencia  por lo que trae beneficios a nuestra atención y a nuestra memoria.

Así como también, posee propiedades antioxidantes que permiten ayudar a proteger al organismo de los daños que producen las células conocidas como radicales libres, quienes se encargan de la degeneración en las células. Por ello, el consumo de café y de alimentos que posean propiedades antioxidantes es esencial para evitar el desarrollo de enfermedades con carácter degenerativo.     

Otro beneficio que trae el café es que ayuda a la digestión gracias a que estimula la digestión gástrica, además de la producción de bilis y la contracción de la vesícula biliar, por lo que tomar una taza de café luego de comer facilita nuestra absorción de alimentos.

Para los deportistas también resulta beneficioso el consumo de café, ya que aumenta la capacidad que tienen de desempeñar el trabajo muscular. Esto funciona especialmente para aquellos deportes que requieren de un largo periodo de rendimiento y como agregado, favorece una mayor contracción de los músculos esqueléticos. Por otro lado, como bien sabemos, existen momentos en los que la motivación y las fuerzas nos abandonan y para esos casos, el café puede ser una solución debido a que eleva la predisposición a la hora de practicar alguna actividad física así que es una gran ayuda para el rendimiento físico.

Para aquellas mujeres que les gusta cuidarse, el café además de combatir la celulitis también ayuda a disimular las ojeras. Esto ocurre porque la cafeína activa la circulación sanguínea, lo que ocasiona que se produzca una descongestión en las zonas que se hallan alrededor de los ojos, que están allí por una mala alimentación o por el cansancio originado por la falta de sueño.

Otra ventaja que tiene el café para las mujeres es que este actúa como exfoliante de la piel. Incluso existen jabones a base de café, debido a que la textura que este posee lo hace perfecto para suavizar las zonas ásperas de la piel y, gracias a su efecto desintoxicante, ayuda a tonificarlas y que sean más firmes.