El arbusto del Rosa Silvestre puede alcanzar hasta 2 metros de altura, tiene tallos verdes, colgantes y llenos de espinas fuertes y curvadas. Las flores son de color blanco o rosado y de fragante olor. Florece en primavera y los frutos, de color anaranjado brillante, maduran a finales de verano, inicio de otoño.

Propiedades beneficiosas que nos aporta

 El Escaramujo es ideal para ayudar a subir las defensas del organismo debido a sus propiedades tónicas que ayudan a combatir estados de agotamiento o debilidad. Además, tiene efectos antiinflamatorios capaces de aliviar los dolores articulares y favorece el tránsito intestinal, por lo que podemos recurrir a ella en caso de estreñimiento ocasional. Indicada para combatir resfriados y sinusitis resistentes y reincidentes ya que actúa estimulando las glándulas suprarrenales, lo que potencia la reactividad del organismo contra las infecciones.

Los principios activos que contienen son Vitaminas A y C, Taninos, Pectinas, Carotenos, Ácidos Orgánicos y grasas.

Cómo usar el rosal silvestre con fines medicinales

Del Escaramujo o Rosal Silvestre, se usan los frutos, hojas, pétalos e incluso raíces y sus aplicaciones son múltiples. Se comercializa en diferentes formatos: planta seca, frutos y semillas secas, polvo, tintura, cápsulas, gotas bebibles, agua floral, aceite esencial. Se puede adquirir en herbolarios, parafarmacias y tiendas de productos naturales.

Los frutos (cinodorrones) son muy ricos en vitamina C. Para poder consumirse, se vacían de semillas, que no son comestibles, y se separa la parte roja. Se pueden consumir crudos y frescos, y también se utilizan en zumos o jarabes. Son eficaces contra la fatiga y la sensibilidad a las infecciones, entre otras cosas. También se pueden preparar en confitura.

Para prevenir resfriados o estreñimiento, se puede preparar una infusión de frutos de escaramujo: echaremos 2 cucharaditas del fruto seco en 1 taza de agua hirviendo; retirar del fuego, tapar y dejar reposar 10'. Colar la infusión y tomar cuando esté tibia. Se puede endulzar al gusto (miel, azúcar morena, estevia). Tomar 1 taza, 3 veces al día.

Las yemas de la rosa tienen propiedades similares a los cinodorrones, y además tienen cualidades de regeneración y son un poderoso antiinflamatorio, recomendado en caso de artrosis, en especial de rodilla. Se aconsejan para personas que sufran debilidad, anemia, carencias, desmineralización o aquellos que se resfrían fácilmente ya que las yemas estimulan las defensas inmunitarias.

La infusión de pétalos secos remojados durante 5' en agua caliente es útil para prevenir el estreñimiento, ya que actúa como un ligero laxante. Tomar después de las comidas.

El aceite esencial del Rosal Silvestre usado externamente ayuda a restaurar la firmeza de la piel por sus propiedades rejuvenecedoras y astringentes de los tejidos. Se puede utilizar para tratar el acné, cicatrices y quemaduras.

Algunas contraindicaciones

Aunque no se trata de una planta tóxica, hay que tener en cuenta lo siguiente:

  • Por su contenido alcohólico está contraindicado para niños y mujeres embarazadas o lactantes.
  • El abuso de consumo de los frutos puede causar estreñimiento por su alto contenido en taninos (de ahí el sobrenombre de “tapaculos”).

Es aconsejable seguir las instrucciones de los expertos y ceñirse a las dosis recomendadas.