Conoce estas recetas con arroz que de seguro te encantarán, todas ellas elaboraciones muy sencillas y que representarán platos muy nutritivos para servirlos como plato principal para tus comidas.

  • Arroz a la boloñesa: Es una receta un poco similar a la pasta boloñesa, sin embargo, en lugar de usar carne molida, usaremos carne picada, con algunos trozos de zanahoria. Debemos preparar la salsa con tomate, cebolla, y un toque de laurel, para luego agregar el arroz, una vez que la carne esté lista. Puede hacerse el arroz blanco y la salsa para servir por separado, o mezclar el arroz y la salsa en la misma olla.
  • Arroz chino: Este arroz es muy controversial porque cada quien ha modificado la receta a su gusto. Pero en general, este arroz lleva tres tipos de carne: pollo, carne de res y carne de cerdo, también se le agrega jamón, cebollín, tocineta, frijoles germinados, y salsa de soya. Es un arroz frito, que se prepara agregando los ingredientes precocidos de forma individual.
  • Arroz a la cubana: Se trata de un plato muy sencillo. Debemos preparar el arroz blanco o amarillo, como lo hacemos normalmente. Luego debemos cortar los plátanos por la mitad y freírlos, seguidamente es momento de preparar los huevos. Al momento de servir, podemos agregar salsa de tomate sobre el arroz, y listo.
  • Arroz a la marinera: La receta clásica del arroz a la marinera, lo único que exige es que se acompañe al arroz con mariscos y otros productos del mar. Al igual que el arroz chino, la receta se ha personalizado mucho, por ejemplo, en el tipo de mariscos que se utiliza. Las almejas son una opción ideal para preparar este arroz, deberás agregarlas primero para sofreír un poco en aceite, luego retirarlas y agregar el pimiento verde, el pimiento rojo y la cebolla. Una vez que tenemos el sofrito, agregamos el vino blanco y el resto del pescado troceado, seguidamente colocamos el arroz, y el caldo de pescado. Finalmente agregamos las almejas y dejamos cocer.
  • Arroz con leche: Como dijimos, el arroz es bastante versátil, y se presta no solo para hacer platos salados, sino también postres. Este plato también tiene diversas formas de preparación. Generalmente, se cocina el arroz blanco, con la diferencia de que lo dejaremos un poco más líquido para que hierva por más tiempo, además agregaremos leche y azúcar, así como un poco de canela en polvo o en rama, dependiendo del gusto de quien lo prepare.