La modernidad y la innovación son dos facetas que indudablemente nos atraen mucho, el conocer los nuevos avances de la tecnología, seguido del presupuesto que se necesita para adquirir cada uno, se ha vuelto parte de nuestra vida cotidiana. Sin embargo, de vez en cuando algunos fabricantes presentan modelos que nos seducen por su aspecto único, ostentoso y manifiestamente vanguardista. Tal es el caso, del nuevo vehículo presentado por Hyundai Motor Company, conocido como “Ioniq”.

Un aspecto relativamente curioso, relacionado con la marca creada en 1947 por Chung Ju-yung, es el relacionado con su nombre, ya que en el país surcoreano la palabra “Hyundai” se traduce como “Modernidad”. Un hecho curioso, si tenemos en cuenta que apenas incursionó en el entorno automotriz en el año 1967 y actualmente, es la mayor marca de diseño y construcción de automóviles de Corea del Sur. Su sede principal está en la prefectura de Yangjae-Dong en la ciudad de Seocho-Gu, Seúl. Además, es el quinto fabricante de automóviles más grande del mundo, lo que no es un hecho para nada insignificante. Teniendo todo el renombre que posee la compañía, no es de extrañar el alto nivel de expectación y curiosidad que crea con el anuncio de este nuevo modelo, que de forma adicional, tiene como posible fecha de entrada al mercado internacional el siguiente año, 2017.

Interior que presenta el nuevo Hyundai Ioniq

Centrándonos en contexto, el nuevo Hyundai Ioniq 2017 fue presentado en el Salón de Ginebra 2016 y se impone como la principal propuesta en cuanto a movilidad de Hyundai, en el futuro. Sabemos entonces, que el Ioniq estará disponible en tres variantes a saber: híbrida, híbrida enchufable PHEV y eléctrico puro.

Respecto al Toyota Prius, su principal contendiente, el Ioniq híbrido consta de dos motores, en primer lugar, uno de 1.6 GDI de 104 CV y en segundo lugar, uno eléctrico de potencia circundante a los 43 CV, en vez de los tres motores, uno de combustión y dos eléctricos, que incorpora el híbrido japonés. Ambos motores del Ioniq despiden una potencia conjunta de 141 CV. Debido a esto, el Ioniq acelera de 0 a 100 km/h en tan solo 10,8 segundos, y alcanza su velocidad máxima cuando corre a 185 km/h.

De la comparación anterior se desprende, según expone Wong-chul Yang, vicepresidente de I+D de Hyundai, que el Ioniq 2017 es un modelo de automóvil hibrido que en conjunto al doble embrague de seis velocidades DCT, posibilita un coche más dinámico y de mejor rendimiento que el Toyota Prius. Lo que es un hecho verídico, según ciertos testimonios de clientes que han tenido la dicha de probar ambos vehículos. Si a todo lo anterior se le acopla una dirección de tacto óptima, a diferencia del auto japonés, se puede concluir que el Ioniq es más eficiente en la carretera que en la ciudad, primer entorno en el que ambos modelos estaban relativamente emparejados, por lo que nos topamos con una propuesta fuertemente atrayente. Respecto al consumo que fue oficialmente anunciado es de 3,4 litros/100 km.

Finalmente en al aspecto económico, el nuevo Hyundai Ioniq se pone a la venta en su versión híbrida con un precio de 23,900 euros, en versión Klass. El siguiente nivel, denominado Tecno, cuesta 26,900 euros y el tope de la gama, conocido como Style, alcanza los 29,900 euros.