Por todo esto, hoy te traeremos una serie de lugares que son de particular interés turístico, a la espera de que tu visita fomente el rescate del inmenso legado histórico que dejaron los árabes durante su paso por la Península Ibérica.

Pero antes de comenzar con las locaciones que se pueden visitar, conviene delimitar bien la región histórica en la que se ubica la ciudad. Andalucía, como entidad reconocida en la Constitución española, es quizás el lugar dentro de España donde más directamente se dejó sentir la influencia de los conquistadores árabes. Al mismo tiempo, allí tuvieron sus sedes los estados mozárabes que fueron naciendo. Si conjugamos ambas características, adecuadamente conservadas, tenemos una ciudad que nos atestigua la edad de oro del Islam y todo su esplendor.

Granada es una de las ciudades más importantes de Andalucía. Algunos de sus sitios históricos más conocidos son:

La ciudad palatina de la Alhambra

Fue construida durante el mandato de la monarquía Nazarí, los últimos soberanos árabes asentados en la península, y posteriormente declarado Patrimonio de la Humanidad cuando transcurría el año de 1984. Se constituye a partir de un conjunto de palacios, jardines y fortalezas, perfectamente integrados para servir de alojamiento a la corte y la familia real de los gobernantes de la ciudad.

Lo que destaca de su arquitectura es la complejidad de los decorados. Como se sabrá, el modelo arquitectónico andalusí se sustenta sobre la base de colocar elementos ornamentales en las paredes y las columnas.

Además, aunque hubo modificaciones luego de la reconquista de la ciudad de Granada en 1492, todavía la disposición inicial sigue siendo la misma que antes, lo que facilita enormemente conocer la manera de vivir que preponderaba en aquellos años.

Palacio palatino de la Alhambra

Catedral

Como todo en esta ciudad, se evidencia la complejidad del sincretismo que marca la vida de la ciudad. La catedral de Granada se construyó sobre la antigua Gran Mezquita nazarí, reconvirtiéndose posteriormente, con los estilos góticos que eran predominantes en España durante el siglo XV.

Este lugar de culto también alberga riquezas incuantificables. Por ejemplo, el sagrario de estilo barroco está confeccionado en oro.

Interior de la Catedral de Granada

Barrio de Sacromonte

El barrio está ubicado en la colina de Valparaíso y es conocido por ser el antiguo sitio donde vivían los gitanos. La actividad cultural concentrada entre sus calles es muy rica.  Solo basta recurrir un par de calles para escuchar el sonido de una guitarra o el canto de algún trovador moderno. Igualmente sus calles están cargadas de escondrijos repletos del tipismo de otras épocas. Al día de hoy es uno de los estilos más visitados por los jóvenes y aquellos que quieren empaparse en el ambiente vanguardista del entrono citadino.

Barrio de Sacromonte

Monasterio de Cartuja

Fundado en 1506 por los frailes cartujanos. El edificio fue construido según los planteamientos de la moda neoclásica y en el interior se pueden encontrar aportaciones artísticas de distintos personajes. Igualmente se pueden recurrir instalaciones próximas, o dependencias del monasterio, las cuales atestiguan vestigios góticos y barrocos.

Aunque sufrió daños durante la Guerra de Independencia, actualmente se encuentra totalmente rehabilitado y listo para recibir a los turistas. La construcción se encuentra regentada por la Orden Cartuja, quienes pueden ser perfectos guías en tu viaje.  

Todas estas sugerencias se unen a los lugares para ver en Granada que ya te dimos hace un tiempo, entre estos dos artículos podrás preparar un buen itinerario para tu ruta turística.