Por ello, hoy te daremos algunos trucos y consejos para que ahorrar en pareja sea mucho más fácil y sencillo, trayendo beneficios tu economía ¡Toma Nota! Recuerda que es importante que ambos estén decididos a ahorrar, no basta con la voluntad de uno y está comprobado que no puede ser una imposición, porque los problemas no cesarían. La comunicación y respetar los acuerdos son muy importantes para lograr este objetivo. 

  1. La base en toda pareja es la comunicación: En toda relación, sea con tu pareja, amigos o hasta familia, siempre hablarán de los gustos y deseos de cada uno, la casa de sus sueños, los hijos que van a tener, esos hermosos muebles que quieres en tu sala, los viajes a la playa, paseos en familia, e infinitas cosas que quieres y sueñas para tu futuro. Sin embargo, ¡detente a pensar! Para cada viaje, mueble y hasta sueño, suele ser un gasto para tu bolsillo y por ello debes establecerte metas; un plan económico con algunos objetivos que cumplirás con tu pareja y te sorprenderás con todo lo que puedes lograr.
  2. La mejor meta financiera: Luego de que los dos miembros de la pareja hayan tomado en cuenta cada uno de los objetivos, debes empezar a ahorrar para conseguirlo, de hecho, limítate a gastar el 5 o 10% de tus ingresos. Hazlo y aplícalo como una rutina diaria, logrando poco a poco reunir para esos gastos futuros.
  3. Limita tus tarjetas: El mejor consejo de todos: tengan solo una tarjeta cada uno. Así evitarás todos los pagos de anulación y las comisiones molestas; de esta manera podrás cumplir con el pago completo de la misma, sin tener que pagar el mínimo. Y si no has sido previsor, recuerda que es importante eliminar la deuda de las tarjetas lo antes posible para sanear tus cuentas lo antes posible.
  4. Ten cuidado: Prepara tu lista de compras al momento de ir al supermercado, o cuando necesites adquirir cualquier cosa, lleva tu lista contigo. Esto es muy beneficioso porque así planificas y con esto evitas las compras compulsivas.
  5. Asegura el futuro de tus pequeños: Si uno de tus planes es tener hijos, ten presente cuántos deseas tener para planificar su educación. En el mercado encontrarás una gran variedad de planes que sean acordes a tu presupuesto. Para ello solo necesitarás unos pequeños aportes mensuales. Y en algún caso, si llegaras a tener alguna incapacidad o fallecimiento, el seguro te ayudará a cubrir todas las necesidades de tu hijo, con el plazo contratado por sus padres, es decir por ti y tu pareja.
  6. Haz un fondo de previsión: Los gastos imprevistos siempre surgirán, por mucha planificación financiera que haya, el truco está en desarrollar un fondo de previsión, algo que solemos denominar en ocasiones hacer un colchón financiero, unas reservas para prevenir situaciones delicadas en sentido económico. Depositen en alguna cuenta una cantidad determinada mensual, de manera que al momento de una emergencia dispongan de un capital que les permita afrontar la situación holgadamente.

Finalmente te recomendamos que nunca dejes de cumplir con tus obligaciones mensuales y trata de no fallar con la cuota que estableciste para ahorrar en pareja. La disciplina es importante y recuerden que las responsabilidades en pareja deben asumirlas ambos. Ambos deben estar conscientes de que existe un plan, de lo contrario pueden surgir muchos conflictos, pues si mientras uno ahorra, el otro gasta, definitivamente habrá problemas.