No obstante, las ventajas son Infinitas. El blanco ofrece la posibilidad de jugar con los tonos oscuros, y esto es de gran valor pues, si hay algo que debe estar presente en nuestras decoraciones y diseño de interiores es la posibilidad de generar equilibrio. Y esto es lo que tendrás como resultado una vez hayas incorporado muebles blancos en casa. Es cierto que podría suponerte algún trabajo adicional, pues es necesario que sepas que debes tomar ciertas precauciones para limpiar los muebles blancos, sin embargo, es cierto que este color para tus muebles te ofrecerá muchas combinaciones posibles. Generalmente se suele pensar que se deben combinar blanco y negro para lograr mayores contrastes, pero imagina otras combinaciones: blanco y rojo, verde y blanco, etc. Inmediatamente nos viene a la cabeza una imagen realmente atractiva, en la cual la vivacidad del color intenso le da un nuevo valor al blanco. Ahora, no sólo esas combinaciones le van bien al blanco pues, si le b ponemos azul y gris juntos, o cada uno por su cuenta, el resultado será maravilloso. Usar colores neutros para equilibrar la fuerza de los colores vivos es una gran idea. Aprovecha tu creatividad y decide qué le va mejor a esa verde que acabas de incorporar a tus paredes. Acaso un gris claro le resulte un na excelente combinación.  Seguramente, tendrás ideas mucho mejores.

El color de tu mobiliario juega un papel crucial en el diseño del comedor, oficina o cualquier otro espacio. Y conseguir que esté armonice con el resto no es tarea tan fácil, a veces. Por eso, escoger unos muebles blancos podría ser una gran alternativa. No sólo puedes pintar las paredes de un solo color, en estos casos, o combinarla, contratarla o equilibrarla con colores neutros. Puedes también incorporar diseños espaciales, hechos con base en figuras geométricas, líneas de muchísimos colores y dividir cada pared a la mitad, usando dos colores en cada una, y siguiendo una escala cromática.

Una de las grandes ventajas de incorporar mobiliario de color blanco a nuestros espacios es que, en primer lugar, nos genere una impresión de especialidad, produce una especie de efecto visual, en el que nosotros y cualquiera de nuestros visitantes se sentirán libres, sin los impedimentos y las incomodidades que generan otros lugares. Esa sensación de libertad y movilidad en el entorno se ve acompañada de (al elegir la iluminación de tu hogar que pudiera ser natural vendría perfecta para elevar el poder de este efecto) mucha luz. El blanco es un color que evoca la transparencia, la luminosidad.

Esto es muy positivo pues, si lo que queremos es que nuestros invitados o nosotros mismos, nos sintamos muy cómodamente en casa, habremos hecho, al escoger los muebles blancos, una gran parte del trabajo. Por último, este color definitivamente, por sus características a nivel psicológico, transmite calma y tranquilidad. Este es un factor sumamente importante cuando consideramos que es nuestra casa ese ligar propicio para el descanso y para recargar energías. Así que, viendo las infinitas ventajas de esto, no nos queda opción. Que ir en busca del mejor color, ponernos a la moda y hacer volar nuestra imaginación para decorar nuestro hogar