Existen diversas razas y especies domésticas para adoptar como mascotas, pero los más recomendados para los niños son los perros labradores por ser unos animales muy pacientes y nobles. En un artículo anterior te explicamos cuáles son las mejores razas de perros para los niños, las que más cuidarán de ellos y los protegerán. Lo más importante en la crianza de las mascotas es que los padres traten con cuidado a los animales para que los niños copien estos comportamientos. 

Los psicólogos dicen que ser dueño de una mascota, a temprana edad, trae muchos beneficios. Algunos de ellos suelen ser:

  • Responsabilidad: Adoptar a una mascota en la familia supone una gran responsabilidad. Tener un ser vivo que depende enteramente de los humanos que lo rodean genera tanto grandes responsabilidades como alegrías. En lo niños generará la conciencia de hacerse cargo de una tarea fija. Deben estar pendientes de su alimentación, las visitas al veterinario, su alimentación, recreación, entre otros. Los padres deben educar a su hijo para que organice su tiempo entre los deberes de la escuela, su ayuda en casa y su tiempo con la mascota.
  • Aprendizaje y lecciones de vida: cuando se tiene una mascota se pasa por momentos tristes y alegres. Una macota mostrará al niño, quizá por primera vez, cómo son las etapas de la vida, cómo es el nacimiento, la reproducción y hasta la muerte de los seres vivos. Algunos estudios aseguran que los niños que tienen mascotas son muy buenos al interpretar el lenguaje corporal.
  • Ayudan a perder el miedo escénico: a menudo los niños suelen tener un poco de miedo escénico al leer en público. Al tener una mascota pueden practicar leyéndoles a sus animalitos, ya que de esta manera irán tomando más confianza.
  • Rompe rutinas: si la mascota es aún un cachorro, estará muy llena de energía por lo que siempre te dará algo nuevo que hacer. Si por el contrario adoptaste una mascota algo mayor, deberás abocarte a descifrar su comportamiento para entenderlo mejor. Ya cuando el animal es adulto tiene un pasado que ha forjado su carácter. Entenderlo será un reto.
  • Actividad física: no importa la edad, generalmente las mascotas incentivan a la actividad física, sobre todo los perros. En cada paseo que del animal, el niño, junto a su familia, caminarán junto a su mascota y así ambos aprovecharan para quemar calorías y estirar un poco los músculos. Este punto es muy importante ya que actualmente los niños suelen pasar horas y horas en casa solo utilizado sus aparatos electrónicos. Tener una mascota hará que disfrute del exterior.
  • Salud: tener una mascota previene alergias y hace que los niños fortalezcan su sistema inmunológico. Un estudio en Finlandia demostró que los niños que crecen con mascotas sufren de menos infecciones en sus vías respiratorias.
  • Amor: el amor de los animales suele ser muy puro. Junto a una mascota es muy poco probable que el niño se sienta triste. Se ha comprobado que, al acariciar a tu mascota, esta segrega endorfinas que reducen el estrés y la ansiedad. A su vez, ofrecen compañía y afecto evitando que los niños se sientan solos. Son amigos incondicionales.
  • Salud cardíaca: algunos expertos afirman que tener una mascota ayuda a bajar la presión sanguínea y mejora la salud cardíaca.

Aunque adoptar una mascota en casa puede representar una gran responsabilidad, no hay que olvidar que estos animalitos otorgan alegría al hogar. Es recomendable realizar un cronograma de actividades para aprovechar al máximo su compañía. Los animales son los seres más puros de la Tierra, disfruta al máximo de su compañía.