De crecimiento lento, el Boldo puede superar los 15 metros de altura, aunque llega a tardar decenas de años en alcanzar dicha altura. Las hojas son de color verde brillante, las flores son blancas y forman racimos, y los frutos son pequeños y de color amarillo claro.

Utilizada desde tiempos precolombinos en la medicina popular, los mapuches usaban el Boldo para tratar dolencias como el reuma, los trastornos digestivos y hepáticos más comunes. Del Boldo se utilizan la corteza, las hojas y los frutos.

 En la cocina chilena, las hojas y la corteza se utilizan como especia aromática. El fruto es comestible crudo y cocido y se utilizan para preparar bebidas como el chicho de boldo.

Pero lo que más se utiliza son las hojas para la preparación de infusiones; las hojas contienen alcaloides, aceites esenciales y flavonoides. Entre los alcaloides, se destaca la boldina con efectos depurativos, digestivos y diuréticos.

La corteza también se utiliza en la medicina de Chile, pero es menos eficaz que las hojas.

Puedes consumir el boldo como infusión

Cómo puedes utilizar el boldo

Para preparar una infusión de Boldo: poner en un cazo al fuego 1 litro de agua y justo antes de que comience a hervir, añadir 2 cucharadita de hojas secas. Dejar hervir durante 3 minutos, apagar y cubrir el recipiente dejando reposar durante 2 minutos. Colar y ya estará lista para tomar.

La infusión de hojas de Boldo se utiliza, sobre todo, para purificar el hígado y la vesícula biliar. Su efecto consiste en incrementar la producción de bilis, de forma que protege el hígado y favorece la eliminación de toxinas.

Otros efectos del Boldo a tener en cuenta son sus propiedades digestivas que alivian y tonifican el estómago y ayudan a combatir los gases, diuréticas, relajantes del sistema nervioso y como laxante suave.

Algunas contraindicaciones

Como con cualquier planta medicinal, hay que tomar una serie de precauciones para que su uso sea el adecuado. En el caso del Boldo, tener en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Evitar en mujeres durante el embarazo y la lactancia, porque tiene boldina que puede ser tóxica.
  • Tomar en dosis adecuadas ya que el abuso del boldo puede causar toxicidad:
    • En caso de consumirlo en infusión, no tomar más de 4 tazas diarias.
    • No realizar tratamientos con Boldo más de 4 semanas seguidas.
  • No recomendado para niños pequeños.
  • No recomendado si se padece insuficiencia renal y obstrucción de las vías biliares (p.e. piedras en la vesícula) por sus efectos de estimulante de la secreción de bilis.
  • Evitar en caso de que se tomen anticoagulantes, ya que el boldo contiene cumarina y pueden producirse hemorragias.

   En caso de duda, consulte con un experto o con su médico antes de tomar el boldo.