Las fiestas infantiles son sumamente estéticas. Las imágenes, el color y hasta cierto punto la estridencia,  suelen constituirse como elementos infaltables. Sin embargo, aunque parezca fácil, decorar fiestas de este tipo no suele ser tan sencillo. Por eso te traemos algunos tips para facilitar tu tarea y ayudarte a que ambientes tu fiesta de la mejor manera:

  1. Escoger la temática. La temática suele ser seleccionada en función de los gustos e intereses del cumpleañero o de sus organizadores. Así que todos los elementos decorativos que contenga la estancia deben estar dirigidos al motivo escogido.
  2. Establece la vestimenta. Una vez elegida la temática general, puedes decidir si quieres que la vestimenta de los invitados también se encaje al contexto de la fiesta. Si es así, debes aclarar en la invitación el tipo de prendas que deben llevar o dárselas tú mismo.
  3. Escoge el lugar perfecto. Los salones de fiesta siempre son una buena opción. Muchos los prefieren porque de esta forma no se invade la intimidad del hogar. El tamaño debe ser proporcional a la cantidad de invitados, al tamaño y cantidad del mobiliario que utilices.
  4. Decoración para la terraza. Es muy común que las fiestas infantiles se realicen en lugares abiertos, como terrazas. Esto permite que los pequeños puedan jugar a  sus anchas y disfrutar mucho más de la celebración. Lo ideal es que la terraza sea un espacio amplio, en el que puedas instalar  tiendas de campaña, colchones inflables, porterías pequeñas, aros de baloncesto, o cualquier otro elemento que garantice el entretenimiento de los niños.
  5. Sé original con las invitaciones. La vorágine de nuestros tiempos ha dado al traste con los convencionalismos. Así que cuando vayas a convocar a tus invitados, prueba enviando invitaciones electrónicas. Estas no te generarán gastos, pueden tener mayor alcance, por su sencilla difusión y además, se adaptan más fácilmente a los fundamentos estéticos.
  6. Haz que tus paredes luzcan fantásticas. En la pared central podrías agregar algunas fotos de tu preferencia, que pudieran estar asociadas al motivo de la fiesta o que de alguna manera homenajeen al cumpleañero. Mayormente se usan fotos impresas en papel fotográfico para poder distinguir los colores y formas que están presentes.
  7. Decoración con globos. Imaginar una fiesta infantil sin globos es casi imposible, sin embargo las clásicas decoraciones de esferas agrupadas, suele volverse tediosa. Pero si quieres innovar, puedes intentar  variando los tamaños y las formas. Los globos inflados con helio siempre serán una opción atractiva.
  8. La mesa central. Generalmente la mesa central se lleva la mayor parte de la atención. Lo más adecuado es colocar un mantel unicolor, que eventualmente  puede tener encajes y acabados con bordados. Es importante que generes un equilibrio entre la organización de los aperitivos y los elementos decorativos, que por supuesto deben estar asociados a la temática de la fiesta.
  9. Un lugar para la foto: Las celebraciones son momentos muy especiales que deben ser registrados. Por lo que es importante generar espacios destinados a las fotografías. Prueba utilizando  una esquina que puedas decorar de tal manera, que resulte muy atractiva para los pequeños. Podrías colocar algunos globos blancos y transparentes pegados a la pared y otros amontonados en el piso, además de unos asientos puf de colores fuertes, que generen contraste.

¡Que comience la fiesta!