Si estás interesado en obtener un dinero extra y no sabes por dónde comenzar, aquí te explicaremos cómo organizar una venta de garaje y sacar verdadero provecho de ella.

Los beneficios de este tipo de actividades, es que permite que tengas una especie de tienda por una temporada, ya sea un día, un fin de semana, un mes completo, dependiendo de cómo lo organices. Además te libras de pagar impuestos por las ventas, no tienes que rendirle cuentas a nadie y serás tu propio jefe.

Busca a más interesados

Como en todo proyecto sencillo, lo más conveniente es buscar a más interesados para que se conviertan en tus colaboradores, de allí que puedes consultar con tus amigos, familiares o vecinos, para saber si les gustaría participar vendiendo algún artículo. Este hecho permite que la venta de garaje sea un poco más grande, así podrás convocar a más gente, y tener un pequeño equipo de tres o cuatro personas que te ayudarán en la organización.

Selecciona los artículos

Ciertamente, para poder organizar la venta, debes seleccionar primero qué es lo que venderás, por ello, comienza a seleccionar los artículos. Nadie más que tú sabe realmente qué es lo que ya no necesita. Puedes vender prácticamente cualquier artículo, libros, prendas de vestir, cuadros, colecciones de objetos, artefactos, aparatos antiguos, etc., todo es válido, porque siempre habrá alguien que pueda necesitar eso que vendes.

Ahora bien, la selección de los artículos viene acompañada de una preparación, para que estos se vean lo más presentables posibles, de modo que debes hacer las reparaciones correspondientes, limpieza y demás tareas para que el objeto tenga un buen aspecto.

Coloca los precios

Para colocar los precios puedes proceder al menos de dos formas básicas: etiquetar cada artículo con un precio fijo, o señalar el precio dependiendo del cliente y del contexto. Por ejemplo, una persona interesada en determinado libro que ha buscado por años y no ha logrado conseguir, quizá se atreva a pagar más del precio en que puedes etiquetarlo inicialmente. Pero, al mismo tiempo, siindagas sobre el precio en que se valora el objeto actualmente, no tendrás peligro en perder dinero al venderlo más barato. Todo dependerá de tus habilidades e intereses como vendedor y del tipo de objetos en venta.

Haz publicidad

Es muy importante hacer publicidad de la venta, puedes colocar carteles en tu comunidad o difundir un pequeño afiche en tus redes sociales y aplicaciones móviles que utilices regularmente. Aprovecha para señalar qué tipo de objetos se venderán y coloca la información sobre el lugar, la fecha y la hora de la actividad.