Por sus niveles de toxicidad y de cafeína, muchos recomiendan no excederse en el consumo de café, y se recomienda tomar una tacita al día, sin embargo, las personas que están adaptadas a su consumo, pues pueden llegar a tres sin ningún contratiempo. Incluso, se propagó la idea de que beber el líquido resultante de la cocción del grano de café tostado provocaba cáncer, hecho que ha sido desmentido en la actualidad con la indicación científica de que su consumo ayuda a combatir el cáncer hepático, rectal y la cirrosis. Al dilatar los vasos sanguíneos de cerebro, ayuda a mitigar el dolor de cabeza y la migraña, e incluso a mejorar el rendimiento intelectual.

El hecho de que la cafeína posee propiedades estimulantes, provoca que muchas personas decidan tomarlo en la mañana y en las horas de trabajo, algo que es muy indicado. Estudios han comprobado que las personas que consumen frecuentemente café tienen menos probabilidades de padecer Alzheimer, Parkinson e incluso la gota. Los niveles de ácido úrico en sangre disminuyen al ingerir este delicioso líquido, lo que provoca estos grandes beneficios.

Por otra parte, el café contribuye a hacer más eficaces los analgésicos, sobre todo los que actúan contra el dolor de cabeza, tal vez sea por esta razón que la aspirina muchas veces porta pequeñas porciones de cafeína.

Del mismo modo, el café ayuda a combatir las posibilidades de que la persona llegue a padecer de diabetes mellitus II, a la disminución de los cálculos biliares y de enfermedades en general de la vesícula biliar en los hombres. El carcinoma hepatocelular reduce su riesgo con el consumo de café, como mismo el hecho de que los pacientes alcohólicos que toman mucho café reducen los riesgos de cirrosis varias veces.

El café ayuda a reducir la incidencia de cardiopatías, sirve de laxante y diurético y contribuye a la mejor conversión de lípidos y carbohidratos (esencial para evitar fatigas musculares).

Algunos riesgos del café es el hecho de que su exceso puede provocar insomnios, ansiedad, taquicardias y alteraciones importantes en los que padecen de problemas en el sistema digestivo. Las personas que lo consumen mucho, pues tendrán problemas de abstinencia en dejarlo, por los efectos adictivos de la cafeína. 

No obstante, un adecuado uso del café puede traer grandes beneficios para la salud humana. Como todos los productos que nos regala la naturaleza, hay que saber usarlos y extraerles el jugo al máximo.