El tocado es un elemento que le dará a tu atuendo un aire elegante y diferente, siendo este algo imprescindible para la madrina. Dicho elemento suele utilizarse estrictamente para aquellas bodas que se realizarán durante la mañana, sin embargo puedes utilizarlo cuando tú lo desees.

Para las bodas durante la mañana los tocados más utilizados son aquellos de colores llamativos, mientras que si esta es llevada a cabo durante la tarde o la noche entonces debes irte por los tocados más discretos con colores sobrios y no tan llamativos.

Existen diversos tipos de tocados, no obstante, hay un aspecto que debes considerar al momento de escoger uno de ellos y es que este te resulte lo más  cómodo posible de llevar; escoge aquel que no te cause dolores de cabeza ni lastime tu cuero cabelludo. No hay nada que haga lucir peor a una madrina que quitarse y desarmarse el peinado por no poder soportar su tocado en medio de la celebración. Aquí radica la importancia de saber qué utilizarás, y que no, durante el gran día.

Hay tocados que pueden parecerte muy cómodos al principio pero luego de un rato comienza la agonía para la madrina, por lo tanto pruébate todos los tocados de las tiendas si es necesario hasta dar con aquel que te haga sentir cómoda, hermosa y segura de ti misma.

Una recomendación es que trates de pasar un día completo con tu tocado para que así puedas verificar que este sea el adecuado, si no es así aún estarás a tiempo de salir a encontrar el tocado perfecto para ti. Debes tener preparado el vestuario que utilizarás en la boda, así como todos sus complementos, con bastante anterioridad para evitar las compras de último minuto y el estrés innecesario.

Por otro lado, el tocado debe ir siempre de acuerdo con el vestido de la madrina. Esta es la única que puede llevar vestidos largos, además de la novia, aunque también puedes mostrar algo de piernas si lo deseas pero lo más conveniente es que evites los vestidos cortos tipo cóctel, aunque por supuesto todo dependerá del estilo de boda que hayan escogido los novios.

Si tu vestido es muy elegante y llamativo, debes escoger un tocado que vaya en la misma onda que este. Hay tocados grandes, con hermosos colores, telas de red, plumas grandes y extravagantes, además de hermosas flores, que seguramente quedarán muy bien con este tipo de vestidos y te harán lucir radiante. Sin embargo, si tú vestido es más sencillo entonces elige aquellos tocados más discretos. Para estos casos, hay tocados pequeños pero muy hermosos que puedes colocarte en el moño de tu peinado o en la parte superior, dependiendo del estilo del tocado.

Existen muchísimos tocados que podrías elegir para ti, solo recuerda que la comodidad y el estilo pueden ir de la mano.