Antes de empezar es importante señalar que este tipo de ejercicios se valen de cómo las toallas se deslizan por el piso, por ello deben de tratarse de toallitas de mano.

  1. Colócate como si fueras a hacer lagartijas o push-up, pero con los brazos de frente y rectos. En tus pies descalzos coloca dos toallitas de mano. Posteriormente realiza series de 10 estiramientos permaneciendo con las manos firmes y llevando tus pies hasta tu abdomen, con los pies juntos. Formarás una v invertida cada que lleves tus pies al área abdominal.
  2. El mismo ejercicio se puede realizar con variantes como deslizar tus pies uno a uno hasta el abdomen, como correr pero con la cara frente al piso, y también se puede deslizar las piernas de lado a lado para trabajar los costados del abdomen. Parece fácil deslizar los pies y piernas mientras se está en la posición de hacer lagartijas pero la fuerza que se necesita la sentirás inmediatamente cuando hagas los ejercicios.
  3. Finalmente puedes hacer una versión contraria de este ejercicio al colocarte de la misma forma, cual si fueras a hacer lagartijas pero con los pies firmes y con las toallas en tus manos. Levanta con la ayuda del torso tu cintura y lleva tus manos una a la vez hasta tu cintura, cada que lo hagas formarás una v invertida con el cuerpo.

Parece un trabajo complejo pero en realidad se trata de controlar los movimientos que hagamos con la ayuda de las toallas que se deslizan por el piso.

Qué tener en cuenta

  • Es importante que los pisos del área donde te ejercitarás estén perfectamente limpios para que las toallas se deslicen mejor.
  • Usa toallas que encuentres que se deslicen bien. Por lo general las menos peludas hacen mejor este trabajo.
  • Si no tienes toallas prueba con cualquier tela deslizante o incluso materiales diversos pues los papeles encerados como los de revistas se deslizan bastante bien.
  • Cuida tus articulaciones, en especial tu espalda cuando hagas estos ejercicios.

Este tipo de ejercicios con toallitas son perfectos para realizarlos en casa porque no requieren de ningún tipo de aparatos especializados y una toalla es algo que todos tenemos a la mano. Empieza hoy mismo y ve los resultados.