Ingredientes

Para la masa

  • 1 ½ t. de harina
  • 60 gramos de margarina
  • 1/3 t. agua helada
  • ¼ c. sal

Para la tarte tatin

  • 450 gramos de tomates cherry
  • 1 diente de ajo mediano
  • 30 gramos de pan molido
  • 2 c. de azúcar moscabado
  • 3 c. de vinagre balsámico
  • 4 c. de aceite de oliva
  • 1 c. orégano
  • 1 c. de tomillo o comino
  • Sal y pimienta
  • Opcional: Queso feta en cubitos

Instrucciones

Precalentamos el horno a 180 centígrados.

Con la ayuda de la batidora o el procesador de alimentos partimos la mantequilla (bien fría) en la harina hasta ver grumos pequeños de mantequilla. Agregamos el agua y la sal y batimos hasta integrar sin sobre amasar. Con la ayuda de las manos terminamos de juntar la masa y tapamos bien con un papel de plástico. Llevamos a la heladera por media hora.

En una sartén que podamos llevar al horno de aproximadamente 12 centímetros de diámetro, calentamos el aceite y las especias hasta que suelten un poco su olor. Reducimos el fuego al mínimo y acomodamos los tomatitos unos juntos a otros.

Dejamos cocinar por unos minutos o hasta ver ablandarse los tomates cherry. Espolvoreamos la sal y la pimienta, así como el vinagre balsámico y el queso si hemos decidido usarlo. Retiramos del fuego.

Sacamos la masa de la heladera y con la ayuda del palote y sobre una superficie enharinada la extendemos hasta lograr unos 4 centímetros de espesor y el diámetro de la sartén. Llevamos esta masa a la sartén y con ella cubrimos por completo los tomatitos sellando la masa con la ayuda de los dedos.

Cocinamos en el horno la tarta a 180º centígrados hasta que veamos que la masa está dorada.

La tarte tatin de manzana se sirve dando vuelta al sartén sobre la base donde colocaremos la tarta, y justo así también se sirve la de tomates cherry, dándole una vista deliciosa donde la costra quedará como base y los tomatitos sobre esta, dorados en aceite de olivo y llenos del sabor que hemos adicionado con las especias. ¡Deliciosa!