Síntomas de quedarse embarazada

  • No me llega la menstruación. Antes de alarmarte o alegrarte de que este mes no te haya llegado la menstruación analiza las semanas previas: ¿has tenido algún tipo de infección?, ¿has dejado recientemente algún método anticonceptivo?, ¿estás nerviosa o estresada por alguna situación? Si alguna de las anteriores preguntas es afirmativa, puede que no estés embarazada y sólo sea una reacción de tu cuerpo que da como resultado una menstruación irregular. Por lo tanto, este es el primer síntoma para saber si estamos embarazadas pero no el único ni definitivo.
  • Dolor del pecho. Aunque es habitual que los senos duelan los días previos a la menstruación, también es síntoma para determinar un embarazo ya que como este dolor se produce a causa del aumento de los niveles hormonales, se puede dar en ambos casos. Algunas mujeres tienen tal sensibilidad, que el dolor se produce solamente con una ligera presión.
  • Abdomen hinchado. También los cambios hormonales generan que el abdomen esté hinchado tanto si nos hemos quedado embarazadas como si nos va a llegar la menstruación. Por lo tanto, el abdomen hinchado es otro de los síntomas que se confunden y no es determinante para saber en qué estado se encuentra la mujer. 
  • Náuseas. Sin embargo, un factor que sí que se diferencia de cualquier otro síntoma previo a la menstruación son las náuseas. Y es que al poco tiempo de quedarte embarazada es habitual sentir náuseas o vomitar ante olores y sabores que antes no nos provocaban aprensión. Generalmente, esto suele ocurrir a las seis semanas del embarazado, pero también puede darse con antelación en mujeres más sensibles o que hayan aumentado sus niveles de estrógenos en el organismo con mayor rapidez.
  • Orinar con más frecuencia. Quedarnos embarazadas aumenta el nivel de la sangre y otros fluidos en nuestro cuerpo, lo que genera que el riñón tenga que trabajar con mayor rapidez. En consecuencia, se genera más orina en nuestra vejiga y nos ‘obliga’ a tener que ir con más frecuencia al baño para orinar. Esta situación no siempre es determinante, pero sí uno de los síntomas que provocan habernos quedado en cinta.
  • Cansancio. Estar más agotadas de lo habitual, sentirnos que nos dormimos ‘en cualquier lado’ y notar los músculos de nuestro cuerpo cansado es otro de los indicios para saber si una mujer está embarazada. Sin embargo, ese cansancio no siempre se relaciona con esta situación sino que puede haber otros motivos que hagan que la mujer se sienta menos físicamente activa.

Test de embarazo para salir de dudas

¿Cómo salir de dudas?

Si quieres saber cuanto antes si estás embarazada o no, lo más rápido es que vayas a una farmacia y compres un test de embarazo. La parte inferior de este medidor deberás empaparla mientras orinas y esperar 5 minutos en ver el resultado. Si sólo aparece una raya el resultado será negativo, si salen dos es que estás embarazada. Este dato suele ser un 99% fiable, ya que a los pocos días de que una mujer quede embarazada se segrega una hormona que ya es detectable en la orina. Sin embargo, si te sale negativo y sigue sin llegarte la menstruación puede ser porque el test no lo detectara en el momento en el que te lo hiciste. Ante la duda, acude al médico ya que sólo él podrá hacerte salir de dudas sobre si estás embarazada o no.