Se trata de uno de los rincones más bonitos que encontramos ubicados al norte de Bélgica. Su centro histórico tiene mucho encanto y alberga diversos sitios de interés. Si te gustaría recorrer Gante, estos son algunos de los lugares que no puedes perderte, te animamos a conocer buena parte de ellos durante tu visita o escapada de fin de semana a esta ciudad de Bélgica

  • Gravensteen: En el medio del centro histórico de la ciudad se encuentra el castillo de los condes. Se trata de una imponente fortaleza medieval que se construyó alrededor del año 1180. Es una de las atracciones turísticas más visitadas de Gante. En él nació el Rey Carlos I de España.

Castillo de Gravensteen en Gante

  • Belfort: Esta Torre del Campanario no sólo es la más bonita del país sino que es Patrimonio de la Humanidad. Se erigió en el año 1313 y tiene un museo de campanas en su interior. Se encuentra muy cerca del Ayuntamiento y ofrece unas hermosas vistas de Gante. Se puede acceder a su cima en temporada alta.

Torre de Belfort

  • Puente de San Miguel: Desde este puente podrás observar la perspectiva de “las tres torres” (Belfort, la torre de la Catedral de San Bavón y la de la Iglesia de San Nicolás). Que se ven todas alineadas. Es más, mires para donde mires, posarás tu mirada sobre algún sitio de interés. Se encuentra en las cercanías de la Iglesia de San Miguel y la Universidad de Gante.

Puente de San Miguel

  • Catedral de San Bavón: La Sint-Baafskathedra se encuentra cerca de Belfort (Torre del Campanario). Algunas de sus partes fueron levantadas en el siglo X, aunque su finalización se llevó a cabo en el siglo XVI. Tiene una historia que la convierte un atractivo turístico: fue allí donde se bautizó el Rey Carlos I de España. También alberga la célebre obra de los hermanos Van Eyck, titulada “La adoración del cordero místico”, que es una de las mejores piezas de arte flamenco del siglo XV.

Catedral de San Bavón

  • Vrijdag Market: Este mercado conocido como “La lonja de la carne” alberga puestos de comidas típicas y productos de la región de Flandes. Si te pasas por allí, no olvides probar alguna de sus delicias, como patatas fritas belgas (se fríen dos veces y son muy crujientes) y salchichas.

Vrijdag Market

  • Museo del Diseño: Si te interesa el mobiliario, las joyas, las cerámicas y los elementos decorativos, te encantará este museo. Alberga increíbles piezas de estilos como el Art Nouveau y el Art Decó.

Museo del Diseño en Gante

  • Patershol: Si bien en tiempos de antaño el barrio no tenía buena reputación, hoy es uno de los distritos más destacados de Gante. Además de contar con numerosos restaurantes, en Patershol podrás encontrar la Huis Van Alijn (Casa de Alijn), un museo que cuenta la historia de los lugareños a través de sus objetos cotidianos, vídeos, documentos y reconstrucciones de tamaño real de edificios de la zona.

Barrio de Patershol en Gante

  • Citadelpark: Este parque de las afueras de Gante alberga los dos museos más célebres de la ciudad, es decir, el SMAK (Museo de Arte Contemporáneo) y el MSK (Museo de Bellas Artes). Otros atractivos del parque son su jardín botánico y el Museo de las Ciencias.

Citadelpark en Gante

Ahora que ya sabes qué ver en Gante, ¡no te puedes perder esta maravillosa ciudad!