Esta dieta tiene como premisa el hecho de que: no importa tanto qué comamos o qué dejemos de comer, sino que lo que en realidad determina la forma en la que bajamos o subimos de peso, es comer cada tres horas, comer con frecuencia.

Cómo hacer esta dieta

Es sencillo llevarla a cabo ya que se deben cumplir tres simples reglas que son:

  • No desayunar sino hasta haber pasado 1 hora de habernos levantado
  • Comer cada tres horas, no más y no menos tiempo que ese
  • Cenar o dejar de comer 1 hora antes de dormir

Lo curioso de esta dieta es que no limita a quien la sigue a comer ciertos alimentos solamente, sino que puede comer incluso comida rápida de vez en cuando, tomar poco alcohol o comidas procesadas siempre y cuando sigan las tres reglas de la dieta.

Así mismo no existe un menú estricto en la dieta, sino confiar en que quién sigue el régimen lo haga comiendo de manera equilibrada y saludable, así como confiar en que las porciones serán pequeñas dado que el hambre que se siente no es excesiva.

Eso sí, la dieta detalla que al seguirla se deben tomar 8 vasos de agua al día, y equilibrar el consumo de cafeína que es ilimitado tomando más agua, ya que el café o el té son diuréticos que deshidratan el cuerpo.

Por cuánto tiempo puedo seguir la dieta

Este no es un régimen que se haya diseñado para seguirse como una forma regular de alimentarse, ya que solamente se puede comer así por 28 días, en los cuales las personas bajan en promedio hasta 9 kilos, con la premisa de que comer cada tres horas evitará que el cuerpo sienta la necesidad de almacenar calorías y quemar menos grasa.

La dieta de las tres horas beneficia a quienes no pueden seguir una dieta estricta o muy restringida porque padecen constantemente de hambre, ya que en realidad no se alcanza a tener apetito del todo por el poco tiempo que se guarda entre cada alimento. Acostumbrar al cuerpo a comer con mayor frecuencia y menor cantidad permitirá adelgazar y además constituye un hábito saludable, por lo que alargar el tiempo de esta dieta no supone ningún problema.

No obstante, como para cualquier dieta especial, te aconsejamos que consultes con tu médico a fin de determinar si es factible en tu caso particular, es bueno además realizar un analítica para determinar algún déficit que presentes para algunos nutrientes.