El remedio homeopático se prepara con mezclas de sustancias que mezcladas por un profesional dan un producto final que corrige los problemas que presenta el paciente. Las sustancias son tanto animales como vegetales o minerales. Siempre el paciente toma un solo remedio por vez, no se dan varios porque el compuesto que se prepara sirve para todo lo que el paciente necesita.

Ejemplos de productos homeopáticos, la base de estas terapias

Tipos de profesionales de la homeopatía

Se han desarrollado diferentes métodos de prescripción:

  • Los Unicistas utilizan el criterio de remedio único, correspondiente a la dolencia principal del paciente.
  • Los Pluralistas recetan varios remedios en tomas separadas a lo largo del día que atacan todas las dolencias del paciente.
  • Los Complejistas utilizan fórmulas compuestas en la que todos los remedios son complementarios y están incluidas en uno solo.

Las verdades de la homeopatía

  • La homeopatía se caracteriza por dosis muy pequeñas.
  • Se puede disolver de modo sublingual.
  • No se tocan con las manos para no deteriorarlos.
  • No se utilizan ni mentas ni mentoles porque disminuye el efecto del remedio.
  • Un mismo remedio puede curar varias enfermedades.
  • Los animales también pueden ser tratados con homeopatía.

Las mentiras de la homeopatía

Es falso que la homeopatía cure de modo lento. La mayoría de los pacientes recurren a la homeopatía cuando la enfermedad se ha agudizado y cuando los médicos tradicionales no dan resultado, entonces es lógico que tarde más en curar.

PARA RECORDAR

Los remedios homeopáticos no tienen efectos secundarios y son aptos para todos los pacientes inclusive embarazadas, lactantes, ancianos, etc.