Lo primero que debemos de tener en cuenta es que si el animal no viene revisado, caso de un gato recogido de la calle o de una camada en la que no ha habido controles, y con todas las pruebas de salud realizadas no debemos de juntarlo con otros gatos que tengamos,  debiendo de estar aislado en cuarentena.

Poner al gatito en cuarentena nos garantiza que no tiene nada contagioso que pueda enfermar a otros animales, ya que es muy común que un gato callejero pueda arrastrar diferentes problemas.

Antes de nada debemos de llevarlo a un veterinario.

Al adoptar el gato es necesaria la revisión en el veterinario y las vacunas apropiadas para cada mes

¿Qué sucederá en el veterinario?

En el caso de un gato controlado tan solo será necesaria una revisión y nos darán unas pautas para sus cuidados. Si el gato no es controlado el proceso es más largo y debe de incluir como mínimo:

  • Una revisión general del gato para observar su estado, peso etc. Si puedes llevar información adicional, por ejemplo si come bien o como son sus heces, ayudará a su valoración.
  • Desparasitación interna y externa del animal = el vete determinará la forma más adecuada de conseguir quitarle al mínimo las pulgas, garrapatas o lombrices que haya traído consigo.
  • Realizar las pruebas de la leucemia (FelV) y de la inmunodeficiencia felina (FIV). Son fundamentales antes de una vacunación. Además la inmunodeficiencia, también conocido como SIDA felino, es muy contagiosa y es una de las causas de no juntar a gatos antes de su revisión. El veterinario te comentará sobre las pruebas,  la necesidad de repetirlas y cómo actuar si tu gatito es positivo en alguna de ellas.
  • Más adelante, ya con los resultados de las pruebas, se dará un calendario de vacunaciones.

El chip es obligatorio en muchos ayuntamientos, así como dar de alta al animal en un registro de mascotas. En otros sitios es voluntario para aquellos gatitos que viven en pisos y no salen al exterior, pero siempre es una seguridad que tenga este dispositivo en caso de que se escape y alguien lo recoja.

Su espacio y sus cosas

En casa es fundamental tener un espacio para el gatito. Una cama, comedero, bebedero, un arenero y un rascador son el kit básico para el minino, aunque un cepillo y algunos juguetes completan de forma ideal el conjunto. Recuerda que los gatos son muy limpios y quieren que sus cosas estén bien relucientes. Prefieren comer y beber en cuencos metálicos o de porcelana antes de en el plástico y mejor todavía si en vez de agua estancada les compras una fuente.

Recuerda que los gatos son animales muy limpios

Compra un pienso apto para gatitos, sus estómagos son muy delicados. Si les quieres dar leche, tan solo usa la de gatitos lactantes que hay en todos los supermercados o,  en su defecto,  desnatada sin lactosa.