Si de verdad quieres hacer llegar tu CV a empresas o personas relacionadas con tu sector profesional apuesta por el ‘networking’, o lo que es lo mismo, aprende cómo hacer contactos para conseguir trabajar. Si piensas que recurrir al método tradicional del ‘boca a boca’ es un proceso lento, anticuado y poco útil en la actualidad, te equivocas. Es la forma más infalible hoy en día para darte a conocer y ampliar tu red de contactos en relación con tu rama laboral. ¿Estás dispuesto a aprender y dedicar tiempo a cómo hacer networking? No te pierdas los siguientes consejos para que te abras camino en tu futuro puesto de empleo.

¿Dónde puedes hacer contactos?

  • Redes sociales. Únete a las comunidades que se crean en las redes sociales de LinkedIn y de Google+. Puedes simplemente poner en sus respectivos buscadores una palabra relacionada con el sector que te interesa e ir viendo qué comunidades son interesantes para hacerte miembro. No creas que sólo las comunidades con muchos seguidores son las que más te puedes beneficiar, ya que es más difícil hacerse destacar entre un grupo de personas muy amplio. Por eso, también es importante que apuestes por comunidades que acaban de formarse o que no cuentan con muchos miembros para de este modo poder convertirte en uno de los partícipes más activos y antiguos del grupo. ¿Interesan otras redes sociales como Facebook y Twitter? Hoy en día es la apuesta más fuerte por parte de las empresas en busca de visibilidad, por lo que aunque no están tan enfocadas a temáticas profesionales como LinkedIn, sí que pueden ayudarte a conseguir nuevos contactos.

Las redes sociales son muy útiles para ampliar nuestra red de contactos

  • Eventos. Y aunque el método más rápido y económico son las redes sociales, sigue siendo una forma impersonal de darnos a conocer. Y es que presentarse ‘cara a cara’ es lo más recomendado si queremos un contacto duradero y eficaz en un futuro. Eso sí, se requiere tiempo, a veces dinero y mucha labia para saber ‘vendernos’ directamente con la persona con la que queremos contactar. Asistir a eventos, convenciones o cursos relacionados con nuestro sector o con otras ramas profesionales que directamente van asociadas a lo que nos interesa, es la forma más adecuada para disponer de personas que nos puedan ayudar, aconsejar o ‘dar un empujón’ hacia nuestro próximo empleo. Pero hay que tener claro que hacer contactos no significa ‘aprovecharnos’ de ellos para conseguir un objetivo; al contrario, debemos saber cómo presentarnos, cómo mantener nuestra relación con ellos y cómo dirigirnos según el cargo que tengan en una empresa.

Algunos eventos relacionados con el networking pueden usarse para hacer nuevos contactos

Cómo hacer networking

  • No ‘espantar’ a los contactos. Si una persona está en un evento o conectado a una de sus redes sociales y un desconocido se presenta ofreciéndole su CV o ‘vendiéndose’ sobre la formación y experiencia que ha adquirido, ¿crees que realmente va a ayudarle en los tiempos que corren? Debes ser cauteloso y paciente a la hora de hacer contactos y no mostrar ‘desesperación’ o arrogancia a la hora de querer un trabajo. Una de las formas para acercarte y tener una primera toma de contacto con las personas con las que puedes tener intereses laborales comunes es demostrarles que quieres aprender de ellas. Hazles ver que ellos han adquirido unos conocimientos sobre el sector que tú no tienes y necesitas su ayuda para crecer como profesional. ¿Quién puede negarse a eso? Estén dispuestos o no a escucharte, es una forma suave y más eficaz que ir repartiendo o enviando tu CV a todo aquel que creas que puede ser interesante. Lógicamente requiere de más tiempo y como decíamos igual más dinero, pero a la larga es la que más te puede ayudar a seguir evolucionando, y no sólo para obtener un trabajo.
  • Haz contactos y mantenlos. Igual de importante es saber cómo acercarte a un contacto cómo saber  elegir adecuadamente la persona a la que quieres dirigirte. Contra más contactos tengas más posibilidades puedes tener de ser más visible para otros, pero para ello deben ser de calidad. Una vez que ellos están dispuestos a tenerte en su red de contactos y que tú los tengas a ellos hay que mantener activa esa relación. Puedes hacerte una agenda en la que organices a cada contacto imprescindible en tu vida profesional según la temática principal que os une. Es necesario que esa persona no se canse de ti o te olvide y llegues a perder el contacto por una mala o inexistente comunicación. Tampoco es lo mismo que tengas en tu red a un directivo que a un ex-trabajador  de una empresa; recuerda el puesto de empleo y la compañía para la que trabaja cada contacto antes de comunicarte con él e intenta que no siempre sea él el que te pueda dar un beneficio sino consigue que haya un feedback de intereses.