Su filosofía es “No dañar” y “Deja que el alimento sea tu medicina y deja que la medicina sea tu alimento”. Esta postura se debe a que en Medicina Ortomolecular se parte de la individualidad bioquímica de cada persona y que cada tratamiento es personalizado aportando la molécula adecuada ya sea como complemento vitamínico, ácidos grasos esenciales, oligoelementos, minerales, aminoácidos, etc. Su aplicación es por vía oral o intravenosa en algunos casos. Otra función que cumple este tratamiento es la localización y neutralización en sangre de metales pesados incorporados al organismo por contaminación ambiental o por agroquímicos. Se comprueba esta contaminación por un estudio mineralógico que se hace en el cabello (hair test).

Suele aplicarse este tratamiento cuando hay envejecimiento, declinación neurológica, obesidad, síndrome metabólico, síndrome de fatiga crónica, diabetes, mellitus, dislipemias, patologías degenerativas, andropausia, menopausia, falencia nutricional, hipertensión arterial, alopecía, problemas dermatológicos.

Fitoterapia

Es el tratamiento con plantas: FITO (plantas), TERAPIA (tratamiento), por supuesto dirigida por médicos que con criterios científicos utilizan extractos vegetales en pos de un mejoramiento integral de la salud. Avalado por el Ministerio de Salud estos tratamientos con base vegetal, utilizados bajo receta médica, apuntan a ser inmunoestimulantes, regeneradores, oxidante de los radicales libres, favorecedores de la circulación, mejoradores de la diabetes, sedantes y anti-inflamatorios.

En su elaboración sus principios activos no se pueden sintetizar, no tiene efectos colaterales o son mínimos en algunos casos, la materia prima de fabricación es renovable y, lo más importante, es que su aplicación es vía oral o a través de mesoterapia absorbiéndose a través de la piel.

Otros tratamientos posibles

Complementando lo dicho anteriormente existen otros tratamientos como: alta frecuencia, mesoterapia y mesoterapia capilar, plasma rico en plaquetas con factores de crecimiento, complementos y nutrición Ortomolecular.

La mesoterapia sin agujas es otro ejemplo de este tipo de tratamientos, consiste en un tratamiento que ataca directamente al envejecimiento a través de la estimulación con laser, su efecto es la hidratación profunda de la piel generando el colágeno tan necesitado por la piel. También se utiliza para el daño que origina la gran exposición al sol.

La medicina cada vez ofrece más posibilidades de lograr una mejor calidad de vida, las investigaciones son cada vez más profundas, más complejas y con mejores resultados.