La gran mayoría de estos materiales se han usado por siglos durante la construcción porque están presentes en la naturaleza y su composición les da las características necesarias para ser utilizados en la edificación de casas y hogares.

  • El barro: lo puedes encontrar en varios colores en la naturaleza, misma característica que aporta variedad y vista. Para lugares cálidos es recomendable porque guarda un ambiente fresco dentro del hogar.
  • La arcilla: también se encuentra en diferentes colores, es fina y moldeable por lo que se pueden lograr ornamentos con ella. Se emplea en la elaboración de tejas, de ladrillos y recubrimiento.
  • La piedra: existen muchos tipos de piedras para la construcción, como por ejemplo en los pisos de tipo adoquín y recubrimientos de piedra decorativa. No se recomienda en lugares cálidos porque tiende a guardar el calor.
  • El bambú: es ligero y fresco para climas cálidos, se puede lograr toda una edificación con ellos así como detalles y techos. Se logra una estética tropical muy paradisiaca.
  • El adobe: se elaboran ladrillos ecológicos con paja, así como recubrimientos, pisos y casas ecológicas elaboradas con sacos rellenos de adobe, es un material fresco  y que se puede conseguir de forma gratuita en algunos países.
  • La paja: se combina con elementos como la arcilla, el barro o el adobe para hacerlo más ligero y unir con más fuerza la construcción. No se emplea solo, sino como una manera de elaborar ladrillos o recubrimientos.

Importante para el uso de ecomateriales

Este tipo de materiales no se usan normalmente solos sino que se emplean conjuntos a materiales de construcción como bioblock, el caucho, la arlita, o la sudorita que son materiales eco friendly. Además los materiales ecológicos que hemos visto también se combinan, como por ejemplo la arena y la arcilla para hacer ladrillos, o la piedra en los cimientos para lograr edificaciones de adobe.

Si queremos un hogar lo más ecológico posible se pueden usar cables tipo ecológicos como los conocidos afumex, así como pinturas biodegradables o elaboradas con pigmentos naturales que no contaminan el agua que se emplea para limpiarla. Como puedes ver, un hogar eco friendly es mucho más sencillo de lo que podemos imaginar.