Para las anginas se puede utilizar mediante gárgaras. Así alejará los virus propios de cualquier resfriado. No por gusto las personas que se exponen a una gran actividad física, como los deportistas, suelen tomar limón varias veces al día. Y es que además, elimina el cansancio y aumenta las defensas.

Como antibiótico, el limón es ideal. Tomar el jugo de la fruta y de sus semillas machacadas constituye un antibacterial por excelencia. Además, para la bronquitis, pueden hacerse compresas del jugo de limón, y colocarlas en el pecho, mediante una toalla o gasa.

Para las carnosidades en la nariz también el limón presenta recetas eficaces. Las curaciones se realizan absorbiendo el jugo de la fruta por la nariz, aspirando profundamente todo el aire que sea posible. En alrededor de tres meses se verán los resultados, pues desaparecerán tales afecciones molestas.

Algunos remedios para los que podemos usar el limón

Unido a la cebolla, el limón posee grandes beneficios. Por ejemplo, tomar el zumo de 12 limones en ayuna, mezclado con el zumo de una cebolla, por tres días seguidos, ayudará a eliminar el catarro.

La persistente tos puede desaparecer también quitándole el corazón a una manzana, colocando en ese lugar ya vacío un poco de miel de abejas. Eso se pone a cocinar, a fuego lento, hasta que desprenda un jarabe exquisito y medicinal, el cual, una vez logrado, deberá mezclarse con el zumo de un limón.

Igualmente, para dejar de fumar, beber en ayunas de uno a cinco limones, en dependencia de la edad, elimina el mal hábito que tanto afecta a las vías respiratorias.

Beber el zumo de limón puede ersultar muy útil

Y un buen remedio cuando existe fiebre es preparar un limón en rodajas y hervirlo en tres tazas de agua a fuego lento, hasta que se consuma y quede el contenido equivalente a una taza. También sirve partir un limón en dos y colocar cada rodaja bajo las axilas. Una vez que se calienten las rodajas, se repite la operación, cambiando los limones por otros. Así se baja la fiebre enseguida, y no solo la causada por infecciones respiratorias, sino todo tipo de afección febril.