Cuchillo plano

Esta es una de las formas más fáciles para pelar un diente de ajo, ideal para cuando solo debemos pelar una pequeña cantidad, especialmente cuando cocinamos en casa. Consiste en tomar un cuchillo grande y plano, y colocarlo de forma paralela, encima del diente, con el lado afilado hacia arriba. Luego de esto se debe dar un pequeño golpe en seco con la palma de la mano y finalmente ya la cáscara se habrá desprendido del ajo.La desventaja de esta técnica es que algunas veces los dientes no quedan enteros.

Podemos pelar los ajos usando un cuchillo plano

Damos un golpe seco con el cuchillo sobre el diente de ajo

Agitar

En caso de que la cantidad de ajo que debamos pelar sea muy grande, podemos poner en práctica otra técnica, que se basa en el principio del movimiento. Para ello, introducimos dentro de un recipiente hondo, un frasco de vidrio u otroinstrumento parecido, todo el ajo que debemos pelar, luego lo tapamos, y agitamos fuertemente por unos 10 segundos. Esto hará que la cáscara se desprenda de cada diente y luego será más fácil terminar la tarea. En caso de que sea mucho ajo, se recomienda tapar el recipiente grande con otro del mismo tamaño.

Agua

El agua funciona como un soluble de diferentes sustancias, de modo que también sirve para hacer blandos ciertos alimentos. En este caso, la tarea de pelar ajos será mucho más sencilla si sumergimos en agua los dientes de ajo que queremos pelar. Solo necesitamos un recipiente, donde colocaremos el ajo en remojo por al menos 3 horas. Podemos usar agua fría o caliente, en caso de usar la última quizá solo 10 minutos sean suficientes.

Microondas

Si no tenemos tiempo para ello y necesitamos pelar el ajo mucho más rápido, el microondas es una buena opción, con solo introducir los dientes de ajo por 10 segundos en el microondas, las cáscaras se aflojarán y será mucho más fácil desprenderlas. 10 segundos es un tempo suficiente para que no se calienten los ajos pero sí para facilitar la tarea de pelarlos sin sufrir mucho.