Para ser fisicoculturista hay que acostumbrarse a hacer sacrificios dedicándose de lleno al entrenamiento, cuidando al máximo las comidas, dormir 8 hs como mínimo, buscar suplementos alimentarios adecuados, no trasnochar, no participar de comidas excesivas, es verdaderamente sacrificada la vida en pos de lograr un título al competir.

Mujer culturista

En teoría existen dos caminos para el fisicoculturista por un lado natural y por el otro químico que es el camino más corto y el más transitado por competidores ya que con poco se logran los resultados buscados. Estos compuestos traen complicaciones o efectos secundarios como dolores de cabeza, pérdida de pelo, problemas de piel, etc. Por supuesto el camino natural es el más lento pero el más sano y el que en definitiva da resultados más estables porque otro de los problemas que tienen los suplementos es que desaparecen sus efectos cuando se deja de consumir por tanto el fisicoculturista se ve como obligado a seguir consumiéndolos.

Otros aspectos que debemos considerar dentro del fisioculturismo

Por otra parte entre en evaluación es aspecto monetario ya que los premios son por demás importantes pero no hay que olvidar que el estilo de vida del fisicoculturista es caro por todo lo que incluye desde el gimnasio a la alimentación pasando por los entrenadores personales.

Peculiaridades del fisioculturismo

En general para obtener un cuerpo de competición se tarda entre 3 y 5 años o sea que al pensar en la inversión se tiene que analizar que es una inversión a largo plazo que los resultados no serán inmediatos y se necesita una cuota de paciencia importante.

El entrenamiento debe ser progresivo y constante para que se vayan viendo los resultados en la medida que el músculo trabaja y descansa para recuperarse. Conviene recordar que bajo ningún aspecto se busca el agotamiento muscular ni las microlesiones sino que se busca el entrenamiento al límite para que el músculo vaya superando sus propios límites y aumente su tamaño.