¿Cómo estirar al empezar el día?

Existen quizá dos tipos de personas, las que oyen la alarma para levantarse y saltan disparados de la cama y las que piensan: cinco minutos más ¡por favor!, en cualquiera de los casos, ambas precisan de levantarse como gatos.

Nos referimos a levantarse con un cuidado minucioso por estirar nuestros músculos, hacer un “despertar” también para nuestros huesos y articulaciones, y sobre todo darnos el tiempo para respirar y despabilarnos sanamente.

Lo anterior con la finalidad de evitar lesiones leves que entorpecen el día a día y para empezar la jornada de una manera más sana y que cuida nuestro cuerpo, porque de otra manera es como si nos dispusiéramos a hacer ejercicio sin haber calentado previamente, y las actividades de la mañana las realizaremos con menos agilidad.

Los estiramientos por la mañana son muy importantes para la salud

¿Qué beneficios nos ofrece estirar como los gatos?

Primero veamos, qué entendemos por estirarnos al empezar el día, bueno las acciones pueden ser desde lo más básico estirando las extremidades en nuestra propia cama o realizando ejercicios matutinos por algunos minutos como el yoga, para que así, nos llenemos de energía y nuestro cuerpo empiece a trabajar no desde cero, sino a partir de un proceso que le avisa ¡hey, vamos a empezar a movernos!

Además al igual que los gatos, estos nos dan elasticidad, fluidez en los movimientos y equilibrio en nuestra postura, y de hecho, con esto basta para que deseemos levantarnos realizando estiramientos, ya que una mala postura puede tener consecuencias como:

  • Desviar la columna: una mala postura crónica puede darle otro acomodo a los huesos de la columna.
  • Generar dolores de cuello y espalda: por encontrarse en una postura que no es natural, los dolores no se hacen esperar, llegan a afecta incluso al pecho y nuestra respiración.
  • Hacer lucir menos delgado: una mala postura nos obliga a sacar la pancita, meter el pecho y los glúteos, proyectando como resultado una figura recta y plana ¡con panza!
  • Generar pancita: y ese sacar el área abdominal termina por formar una pancita como resultado de la mala postura.

Así, empecemos el día no diciendo miau, sino estirándonos a conciencia como los mininos, por medio del yoga o por medio de ejercicios simples de estiramiento, al pasar los días verás que tu cuerpo te lo agradece.