Un lujo económico

Generalmente cuando tenemos  invitados en casa, queremos dejar en ellos la mejor impresión, así que hacemos una buena compra de alimentos o bebidas que puedan considerarse lujosas para la ocasión. Sin embargo, esto no necesariamente tiene que ser así, ya que podemos hacer una bebida lujosa, utilizando esta sencilla técnica, que además resulta bastante económica.

Zumo de frutas

Esta es una de las modalidades más comunes para poner en práctica esta técnica y consiste en hacer un zumo de las frutas de nuestra preferencia o en este caso las que más se adapten a la bebida que queremos enfriar. Una vez que tenemos el zumo, procedemos a hacer pequeños cubos de helo, usando el recipiente correspondiente, que deberá ser guardado en el congelador. Finalmente, colocamos los cubos del zumo congelados en cada uno de los vasos, y listo.

La fruta aportará frescura y sabor a nuestras bebidas

Hielo con frutas

La segunda forma en que podemos usar los cubos de fruta para enfriar nuestras bebidas, es congelando la fruta directamente, sin necesidad de hacer un zumo primero. Para ello, solo debemos asegurarnos de que la fruta no sea demasiado grande  para congelarla dentro del recipiente que usamos regularmente para hacer hielo, colocamos la fruta, y agregamos agua. De este modo, tendremos un hielo completamente original que hará de nuestras bebidas una experiencia distinta.

Mezcla de sabores

Con estos dos principios básicos podemos proceder a desarrollar una amplia serie de opciones donde solo deberemos mezclar sabores, dependiendo de nuestras preferencias culinarias. Se recomienda emplear frutas frescas que sean de temporada, y utilizar diversos sabores como los cítricos, dulces, etc. También pueden incluirse algunas hierbas aromáticas, para darle un toque mucho más personal a las bebidas.

Lo mejor de todo, es que la técnica no solo sirve para cocteles o tragos con licor, sino para hacer diferentes mezclas que podemos dar a nuestros hijos en casa o servir en una lujosa reunión con familiares y amigos. Solo queda que desarrolles tu creatividad.