Por ejemplo, un conejo no debe de estar suelto en una habitación si está solo ya que puede morder muebles o cables rompiéndolos o incluso electrocutándose. Aunque hay gente que dice haber educado a su mascota para que no lo haga, son casos contados los que realmente consiguen que el animal vaya contra su propia naturaleza.

Los conejos enanos se han puesto especialmente de moda debido a su pequeño tamaño. Un conejo normal puede tener un tamaño similar a un gato pequeño pero los conejos enanos son mucho más pequeños, por lo que también precisan jaulas más pequeñas y espacios más reducidos para jugar.

¿De dónde vienen los conejos enanos?

Los conejos enanos pesan entre ochocientos gramos y un kilo y medio. Son pues bastante pequeños. Esto no quiere decir que sean conejos con algún tipo de problema, se trata de razas que no crecen más. Aunque hay muchas variedades y tipos de conejos enanos, destacan entre todas estas tres, que son las más populares:

El holandés enano es la raza de conejos más pequeña que existe aunque es originario de Inglaterra. En este país comenzaron a criarse conejos enanos procedentes de cruces de conejos polacos con silvestres locales. El objetivo era su piel. Más tarde, estos conejos fueron llevados a Holanda, donde tras diversos cruces se consiguió el holandés enano actual.

Hay muchísimas variedades de este tipo de conejos, con pelo y ojos de muchos colores diferentes.

El Belier es una raza de conejos muy habitual como mascota, son los típicos que tienen las orejas muy grandes y caídas, dándoles aspecto de muñecos de peluche. De esta raza se han conseguido ejemplares medianos que, tras manipularlos y cruzarlos, han dado origen al Belier Miniatura, quizás el más popular de los conejos enanos.

Entre estos destacan los que son de color blanco y también los marrones claros, que son dos de los colores que la gente prefiere.

El Polish enano es un conejo que también se ha vuelto muy popular por su buen carácter. Tiene un porte erguido y las orejas muy tiesas, lo que hace que parezca una estatuilla al estar quieto.

Son inteligentes y les gusta aprender, por lo que se utilizan a menudo para entrenar y llevar a exposiciones de todo tipo. Son ideales como conejo único, ya que no les gusta demasiado compartir espacio con otros animales.

Conejos y niños

Los conejos son mascotas muy buenas para los niños, ya que son fáciles de cuidar y normalmente son muy dóciles. En cualquier caso conllevan obligaciones y responsabilidad y no se debe de confiar en que un niño demasiado pequeño juegue a solas con ninguna mascota, tampoco un conejo, ya que podrían hacerse daño mutuamente al jugar.

Siempre debe de haber un adulto responsable en cualquier relación niño/mascota.