Para elegir qué color es el indicado para tu vestido de novia entonces debes conocer qué colores le sientan bien a tu piel. Si eres una mujer con una piel muy blanca entonces debes buscar vestidos que sean de un color marfil o ivory, puesto que si te vas por colores que sean demasiado brillantes para ti puedes correr el riesgo de verte muy pálida y sin vida en comparación.

Por otro lado, para esas novias con pieles sonrosadas lo más recomendable es que luzcan el color crema para que puedan resaltar su color de piel y darle un toque más delicado a su estilo.  A las novias con tonos amarillos les sentaría mejor un blanco que sea natural y si, por lo contrario, tu piel es más morena entonces puedes buscar el color que más te guste puesto que te quedarán hermosos casi todos los tipos de blanco.      

El tiempo sigue avanzando y con él la moda y las tradiciones van cambiando progresivamente, ahora muchas novias deciden agregarle detalles, como cintas alrededor de la cintura o lazos, con colores diferentes a los vestidos para que estos luzcan más llamativosy sean el centro de todas las miradas.    

Otras novias más atrevidas han decidido usar colores totalmente diferentes al blanco, dejándose lucir con las diferentes gamas de colores e incluso luciendo estampados en sus vestidos. Si deseas usar este tipo de vestido también es muy importante que conozcas qué colores van mejor con tu estilo.

Si tu piel es muy clara busca aquellos colores que la hagan resaltar, un color que seguro te sentaría bien con ese tono de piel es el rojo, solo tienes que saber combinarlo con el maquillaje y te verás fabulosa en tu gran día. Si la celebración se realizará durante la noche, puedes escoger algún color dorado que resalte la pureza de tu piel.

Si posees un tono de piel intermedio tienes una mayor gama de colores en tu repertorio para escoger, sin embargo la elección dependerá de tus gustos. Si te atraen los colores más conservadores y sobrios, entonces un color que podrías elegir es el gris con detalles un poco más oscuros para que así logres resaltar sin colores tan excéntricos.

Un color que es hermoso, delicado y muy fino es el azul pastel que lucirá muy bien si tu tono de piel es trigueño y puede servirte tanto de día como de noche. Este color hará relucir tu bronceado natural y te verás maravillosa en cualquier momento del día. No obstante, puedes utilizar colores claros que destacarán más aun el color trigueño de tu piel y, dependiendo del estilo del vestido que elijas, podrá resaltar tu figura.

Para las pieles morenas, lo más recomendable es utilizar colores intermedios que resalten más tu hermoso color de piel. Hay novias que se van por colores muy llamativos como el amarillo, sin duda alguna te hará lucir muy bien este color y sobre todo te hará el centro de atención, solo asegúrate de saber cómo combinar este vestido con tu maquillaje y los colores de tu boda. 

Recuerda que la elección del color de tu vestido debe depender de ti, es necesario que te sientas cómoda con el color que elijas. Si deseas resaltar con colores llamativos y poderosos, hazlo, lo realmente importante es que te sientas a gusto con tu look porque una novia infeliz e incómoda resalta más que todo lo que puedas usar.