La dinámica de Bokwa es similar a Zumba con otro estilo musical y otra coreografía. Además la sesión dura unos 45 minutos y puede quemar unas 300 calorías en ese tiempo. La mayor ventaja que presenta esta actividad es la combinación del “cardio acondicionado”, el “entrenamiento de fuerza” y “desarrollo de la flexibilidad”, utilizando los ritmos africanos y la imitación de sus coreografías. Visto de otra manera, es una mezcla de cardio, hip – hop y step con los pasos de baile africanos.

Los pasos de baile o la coreografía que se logra es imitar con los pies el dibujo de los números y letras como la L, la J y la C. Imaginariamente se dibuja con los pies en el suelo. Una vez aprendidos estos pasos se hacen coreografías más complejas que incluyen movimientos y golpes de caderas. En todo momento el conjunto que se obtiene da sensación de sencillez y libertad.

Esta actividad nació en Los Ángeles bajo los dominios de Paul Mavi y Johann Verheem en 2000, quienes empezaron a combinar los ejercicios y la danza llegando a imponer el Bokwa, primero en su ciudad y luego en todo Estados Unidos. Actualmente llegan a unos 40000 los instructores en este entrenamiento y su difusión ha sido vertiginosa.

Su nombre proviene de dos palabras africanas que tienen que ver con el boxeo: Bo que significa boxing y Kwa, de Kwaito que es una danza ancestral africana. Algunos dicen que es descendiente de Kick Boxing y de Capoeira.

Su mayor beneficio es lograr una excelente tonicidad muscular en todo el cuerpo. Además de una muy buena coordinación de movimientos, una reactivación de la circulación sanguínea y aumento en la resistencia cardiovascular.

Es apto para todas las edades porque el esfuerzo se va adecuando a las posibilidades de cada practicante. A los niños les puede resultar muy divertida su práctica ya que la música es alegre y amena y los movimientos son variados y muy pegadizos. En general se podría decir que son rutinas de esfuerzo moderado a intenso según cómo se lo practique. En su fase más enérgica incluye movimientos de alto impacto.

Como está de moda esta práctica hay muchos famosos que ya la disfrutan en clases exclusivas. El fitness es así, se renueva más rápido que la tecnología y siempre hay quien gusta de estar a la vanguardia de los acontecimientos.

A medida que se va practicando el cuerpo comienza a sentir el aumento de la fuerza y la liberación del estrés eliminando, por supuesto, las contracturas. Se puede apreciar también la eliminación de toxinas y el aumento de la coordinación neuromuscular y el equilibrio corporal. Además no hay que olvidar que, como toda actividad de baile, hace tomar conciencia del esquema corporal y mejorar la posición de la columna vertebral.

Si queréis saber más sobre esta modalidad, hay muchos tutoriales y vídeos en Internet. Os dejamos a continuación con un ejemplo de clase de Bokwa para que probéis a iniciaros en este baile tan completo: