El lugar

Es el factor que más influye en el hecho de que una boda sea considerada ecológica o no, se trata de la cantidad de electricidad que consume, la generación de desechos durante la fiesta, el costo del alquiler y la distancia con relación al lugar de celebración de la ceremonia y las residencias de los invitados.

Procura elegir un espacio abierto, como parque, jardín, playa o finca, donde puedas ahorrar energía eléctrica, al no necesitar lámparas (es preferible que la celebración sea durante el día), ni aire acondicionado. Algunos de estos espacios son gratuitos o no son muy costosos para alquilar, y sería ideal que no quedaran tan lejos de las residencias de los invitados, para ahorrar combustible.

Decoración

Este es el segundo elemento que puedes aprovechar a nivel ecológico. La decoración puede ser completamente hecha con materiales reciclados, como plástico, cartón, papel, vidrios, tela, etc. En cuanto a las flores, escoge aquellas que se produzcan en tu localidad o en lugares cercanos, ya que de ese modo apoyas a la economía de tu zona.

Recuerdos

Los recuerdos también pueden hacerse de materiales reciclados, o puedes seleccionar algún artículo cuya fabricación sea artesanal, y sería muy pertinente acudir a algún diseñador local para que los fabrique.

Banquete

Para el banquete, el plato y los pasapalos deberían ser hechos con ingredientes que se produzcan en tu localidad, porque de ese modo apoyas a los productores que hacen vida en tu ciudad, al mismo tiempo, evitas tener que trasladar alimentos a largas distancias y se utilizan ingredientes con bajo contenido químico para su cultivo.

Invitaciones

Al igual que los recuerdos, las invitaciones pueden ser elaboradas con material reciclado, o incluso puedes hacerlas a modo virtual, con una animación o un video, de este modo ahorrarás mucho dinero, serás original y amigable con el planeta.

Fotografías

Las parejas acostumbran a contratar un fotógrafo, que imprime un gran volumen de fotos. Es recomendable observar y difundir las fotos de la boda en el formato digital, y luego se escogen solo algunas para imprimir y guardar en el álbum familiar. Con estos consejos puedes tener una boda ecológica y aprovechar de todas las ventajas que implica.