Estos alimentos se miden según el grado de ph de la placa después de comerlos. En ese sentido a mayor acidogenicidad, el alimento será más perjudicial para los dientes ya que son más difíciles de aclarar con el cepillado. Existe una buena lista de alimentos que son considerados perjudiciales sobre todo si no se cepilla los dientes acto seguido. Esos alimentos son las uvas, frutos secos, dulces, patatas fritas o chips…etc. Al mismo tiempo también que se encuentran a medio camino pero también son perjudiciales, por ejemplo, las peras, manzanas, melocotones, mosto, sidra de manzana, zumo de naranja, zumo de uva y bebidas dulces.

La fruta está entre los alimentos que perjudican los dientes

Sin duda la inserta de estos alimentos ayuda a desarrollar las caries ya que alimenta a la placa bacteriana en la boca. Pero existen también una serie de alimentos que pueden ayudarte a combatir las caries.  Por ejemplo los alimentos que contienen fibra estimulan el flujo de la saliva con lo cual se produce un defensa natural de las caries. En este sentido los mejorar aliados son las frutas y verduras.  Por su puesto el queso, la leche o yogures naturales aportan calcio, fosfatos y vitamina D ya que el calcio se mezcla con la placa y se adhiere a los dientes protegiéndolos de los ácidos.

Otro de los hábitos sanos es mascar goma de mascar sin azúcar después de las comidas ya que el xilitol que contiene el chicle obstaculiza el desarrollo de el Streptococcus mutans.  Por otro lado el té verde y el té negro interactúan con la placa y matan las bacterias por lo que ayudan a reducir tanto la caries como la inflamación de las encías. También el agua con flúor resulta imprescindible para la salud de tus dientes pero si acostumbra a beber agua embotelladla puede sustituirse con pastas con flúor o cualquier otro suplemento que su dentista le aconseje.