En esta oportunidad, vamos a revisar algunos de los alimentos que están considerados como “difíciles de digerir” para el organismo humano y que pueden estar siendo la causa de todos tus problemas.

Alimentos que nos cuesta digerir

El organismo humano es bastante complejo, y en ciertas ocasiones puede ser más sensible ante ciertos alimentos que hacen que la digestión se vuelva un tanto trabajosa. ¿Te interesa conocer cuáles son los productos que más nos complican el momento de la digestión? ¡Continúa leyendo!

  • Fritos. Todos sabemos por cultura general que las frituras no son, ni por asomo, amigas de la alimentación saludable. A la hora de digerir, pueden llegar a complicar las cosas ya que irritan la mucosa gástrica. Esta irritación puede causar gastritis e incluso reflujo crónico, por lo que si eres de estómago sensible lo mejor es que empieces a evitar los productos fritos.
  • Lácteos. Si bien los lácteos no dificultan la digestión en todas las personas, sí lo pueden hacer en ciertos individuos con intolerancia a estos productos. Si ves que al consumir lácteos sufres de malestar, gases o diarrea, entonces puede que debas alejarte de estos alimentos y busques algún suplemento que te aporte los nutrientes necesarios para reemplazarlos.

Los lácteos o el huevo duro, entre otros, están entre los alimentos que más cuestan de digerir

  • Huevo duro. Cuando cocemos el huevo, la yema se cuaja por complejo y esto hace que se vuelva mucho más difícil de digerir una vez llegado al estómago. Esto no tiene por qué ser un problema, pero aquellos con digestión lenta o problemas gástricos deberán consumirlos con moderación para evitar las consecuencias negativas.
  • Brócoli. Si bien el brócoli es una de las verduras que más beneficios nos aportan a la hora de consumirlo, también es uno de los causantes de que se produzca una acumulación bastante molesta de gases en el cuerpo. Para evitar esto, lo único que tenemos que hacer es cocinarlo bien ya que así se desactivan estos compuestos que naturalmente producen flatulencias.